Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

finanzasBueno, a mí encanta este tipo de cosas porque uno tiene que ser creativo. Yo me acuerdo, hay dos pasajes que me gustaría compartir. Uno es algo que estaba leyendo hace un tiempito atrás en el libro de Génesis.

Cuando Dios coloca a Adán y Eva en el jardín del Edén.

Dice por allí la historia que Dios los puso allí para que hicieran dos cosas: cultivar el jardín y luego también lo cuidarlo. Cultivar y cuidar es producción y administración. Producir y administrar correctamente son el secreto de Dios para salir de la pobreza.

La otra cosa que me viene a la mente con esto de estas cosas tan bonitas que se están haciendo con el reciclaje, es que hay una historia de una viuda en la tierra de Israel, allí en el libro de 2 de Reyes que está en un serio problema y cuando ella viene a hablar con el profeta y le dice: “Estoy en un serio problema, van a venir los acreedores y me van a llevar a los chicos como esclavos”, el profeta la mira a ella y le dice: “¿Qué tienes en tus manos, dime tú que tienes?” y la mujer contesta y dice “No tengo nada” pero ella no se daba cuenta que tenia muchas cosas disponibles: Ella tenía un buen nombre, ella tenía hijos que le podían ayudar, ella tenía amigos que le podían prestar cacerolas para poner el aceite, en el milagro que Dios iba a hacer más adelante, y ella tenia un poquito de aceite y con lo que ella tuvo, Dios tomó lo que ella tuvo y le bendijo de una manera muy especial y le permitió crear una empresa de venta de aceite para sostenerse, ella, su familia y pagar todas sus deudas. Y yo creo que este es un excelente ejemplo.

Uno debe empezar con lo que uno tiene. Ser creativo. Aquí en esta situación, podemos ver esta historia que la inversión más importante que hubo no fue de dinero. A veces vamos a la universidad y nos dicen: “Ah no, si tu quieres empezar un negocio, tu tienes que ir y pedir plata prestada, tienes que hacer una gran inversión de plata”. No señor, aquí la inversión más importante fue su creatividad y su disponibilidad para trabajar. Entonces:

1) Empieza con lo que tienes en la casa.

2) Usa tu creatividad.

3) Crece de a poquito, empieza de abajo para arriba, y evita las deudas.

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar